Hoy más que nunca viaja al CARIBE ¡Apoyemos !

Español

Exuberantes, verdes montañas; los océanos turquesa; vibrantes casas de color caramelo; cascadas cristalinas; puestas de sol de color naranja… estos son todos los colores del Caribe. Los colores que conforman las imponentes vistas que se pueden ver en todas las islas todos los días, pero si no hay nadie allí para verlo, probarlo, escucharlo y experimentarlo, no prosperará.Existe la idea errónea de que todo el Caribe, las 7.000 islas que componen 28 naciones distintas, ha sido dejado de lado por los recientes huracanes. Una de las historias más importantes que se debe contar es que tan lejos está esto de la verdad. La gente necesita que le digan que no cancele sus planes, que no posponga sus viajes y que no dude en viajar allí. ¡El Caribe está abierto!

Pintar la región con una brocha y suponer que todo el Caribe se vio afectado, daña a las islas que están sanas, Combate ese mensaje. Lo mejor que las personas pueden hacer por el Caribe es continuar visitándolo. Si bien algunas islas se reconstruyen, explorar una de las muchas islas preparadas y con ganas de recibir huéspedes es una forma importante e impactante de retribuir.

Muchos continúan preguntándose cómo pueden ayudar a los esfuerzos de recuperación en curso en el Caribe y qué más pueden hacer. Hay una variedad de formas de donar dinero a organizaciones que ponen los fondos a utilizar donde más se necesitan. Hay empresas, grandes y pequeñas, que recolectan donaciones de bienes (agua, ropa de cama, ropa, artículos de higiene, fórmula, pañales) para los necesitados. Cosas que muchos de nosotros damos por sentado, sin embargo, lo que muchos en la región ahora buscan.

Estas son formas importantes y dignas de marcar la diferencia y contribuir a las islas que están experimentando una recuperación importante, y enfatizamos a las personas a continuar en estos esfuerzos. Y esas islas, incluyendo Puerto Rico, con su colorida historia y cultura, y las Islas Vírgenes de los Estados Unidos, que ofrecen algunas de las playas más bellas de la región, están llenas de gente de fuerza y ​​carácter. Trabajarán incansablemente hasta que sus hogares, comunidades e islas aumenten y recuperen todo su esplendor. Y una vez que regresen a los sorprendentes destinos que son, los visitantes encontrarán que sus sonrisas no se han desvanecido y sus brazos permanecen abiertos, porque esa es la naturaleza cálida y acogedora del Caribe.

Pero para sentir o mantener un sentido de normalidad en toda la región, las comunidades necesitan turismo. Necesitan visitantes que vengan y gasten localmente para apoyar a las personas y las economías. El turismo alimenta los medios de subsistencia de tantos residentes de la isla y es esencial para lograr una recuperación total. ¡Entonces ve! Reserve sus vacaciones de invierno en el Caribe. Y luego cuéntaselo a tus amigos para que vayan,es lo que la región necesita en este momento, y se recuperará, más fuerte que nunca, e infinitamente dispuesto y listo para ofrecer un tesoro de experiencias.

Más allá de sus hermosas playas y su cálida hospitalidad, el Caribe es rico en historia, cultura, deporte, arte, ritmos y tradiciones culinarias. Desde vibrantes celebraciones de Carnaval hasta lugares más tranquilos con exuberantes selvas tropicales, hay opciones para todo tipo de vacacionistas.

Relájese en una playa privada en Gran Caimán, toma un todoterreno para explorar el lado volcánico de Aruba, bucea con esnórquel en las aguas cristalinas de Bonaire o recuéstate junto a la piscina en las Bahamas. Disfruta de las experiencias que todavía están disponibles en las dinámicas islas del Caribe.

Los equipos de los 47 hoteles y resorts abiertos de Marriott International en la región reciben a los huéspedes con cálidas sonrisas y los asociados están listos para ayudar a los viajeros a crear experiencias únicas en la vida.

Entonces, para aquellos que se preguntan cómo ayudar, donen suministros y dinero cuando puedan y ser voluntarios siempre que sea posible, pero también viajen. Visita y explora la hermosa parte de nuestro mundo que es el Caribe, y devuélvela.

English

Lush, green mountains; turquoise oceans; vibrant candy-colored houses; crystal-clear waterfalls; fiery orange sunsets…these are all colors of the Caribbean.  The colors that make up the awe-inspiring views that can be seen throughout the islands every day – but if there is no one there to see it, taste it, hear it and experience it, it won’t thrive.

There is a misconception that the whole Caribbean, all 7,000 islands making up 28 distinct nations, has been sidelined by the recent hurricanes. One of the most important stories to be told is how far this is from the truth. People need to be told not to cancel their plans, not to postpone their trips and not to hesitate to travel there. The Caribbean is open.

By painting the region with one brush and assuming all of the Caribbean was affected harms the islands that are healthy. Combat that message. The best thing people can do for the Caribbean is continue to visit. While some islands do re-build, exploring one of the many islands ready and eager to welcome guests is an important and impactful way to give back.

Many continue to wonder how they can help the ongoing recovery efforts in the Caribbean and what more they can do.  There are a variety of ways to donate money to organizations that put the funds to use where it’s needed most.  There are companies, large and small, collecting donations of goods – water, bedding, clothing, hygiene items, formula, diapers – for those in need. Things many of us take for granted, yet what many in the region now seek.

These are important and worthy ways to make a difference and contribute to those islands that are facing major recovery, and we urge people to continue in these efforts. And those islands, including Puerto Rico, with its colorful history and culture, and the USVIs, offering some of the region’s most beautiful beaches, are filled with people of strength and character. They will work tirelessly until their homes, communities and islands rise and regain their full brilliance. And once they get back to the amazing destinations they are, visitors will find their smiles haven’t faded and their arms remain open, because that is the warm and welcoming nature of the Caribbean.

But in order to feel or maintain a sense of normalcy across the region, communities need tourism. They need visitors to come and spend locally to support the people and economies. Tourism feeds the livelihoods of so many island residents and is essential to achieving a full recovery. So go. Book your winter vacation to the Caribbean. And then tell your friends about it so they will go. It is what the region needs right now. And it will bounce back, stronger than ever, and endlessly willing and ready to offer you a treasure trove of experiences.

Relax on a private beach in Grand Cayman, take an off-road jeep to explore the volcanic side of Aruba, snorkel the pristine waters of Bonaire or lay poolside in the Bahamas. Indulge in the experiences that are very much still available throughout the dynamic Caribbean islands.

The teams at Marriott International’s 47 open hotels and resorts in the region are welcoming guests with warm smiles, and associates are ready to help travelers create once-in-a-lifetime experiences.

So, for those who are wondering how to help, donate supplies and money when you can and volunteer where possible, but also travel. Visit and explore the beautiful part of our world that is the Caribbean, and give back.

 

 

 

Input your search keywords and press Enter.