Now Reading:
Vacaciones en Tailandia con los niños
Full Article 3 minutes read

El invierno pasado, cuando buscábamos una escapada a un clima cálido con nuestra hija, queríamos viajar a un lugar completamente diferente a donde hubiéramos estado antes. Rápidamente, nos fuimos a Tailandia porque tenía todo lo que estábamos buscando: sol, clima cálido, muchas oportunidades para la aventura y, sorprendentemente, encajaba en nuestro presupuesto.

De hecho, reservamos de último minuto (menos de 2 semanas para ser exactos), pero aun así logramos estar 3 semanas increíbles viajando por Tailandia con nuestra hija, que celebró su cuarto cumpleaños mientras estuvimos allí. Creo que muchas personas descartan viajar a Asia porque se desaniman por los billetes de avión increíblemente largos y caros. El vuelo es, por mucho, la parte más cara del viaje, pero la buena noticia es que una vez que estás allí, todo lo demás es bastante asequible. Muchas familias, por alguna razón, pasan por alto un país como Tailandia, pero en realidad es un destino muy familiar.

Desde Toronto abordamos un vuelo de casi 16 horas a Taipei, Taiwán y luego desde allí, volamos otras 4 horas para llegar a Bangkok. Estábamos muy contentos de haber decidido quedarnos un tiempo en Bangkok, ya que nos encantó. Bangkok es una gran ciudad vibrante y llena de muchas cosas que te mantendrán ocupado. Asimismo, no faltaron las actividades en familia como cafés temáticos, por ejemplo el Unicorn Café, así como patinaje sobre hielo en centros comerciales, Kidzania (una mini ciudad diseñada para permitir a los niños realizar trabajos de adultos en juegos de rol), paseos en tuk tuk, Parque Lumpini, mercados flotantes, templos, la casa de Hello Kitty y más. Alojarnos primero en Bangkok nos dio unos días libres de estrés para combatir nuestro desfase de horario. No teníamos un itinerario de cosas por ver y hacer, pero nos despertamos y asumimos todo lo propuesto.

Además de Bangkok, también pasamos un tiempo en el sur de Krabi (playa de Railay), en algunas pequeñas ciudades menos visitadas como Phunphin, Surat Thani y Phetchaburi y luego hasta Chiang Mai. Recorrimos el país en una combinación de aviones y trenes. Los vuelos y trenes dentro de Tailandia son increíblemente baratos, en comparación con los viajes dentro de un país como Canadá. Algunos vuelos que reservamos en Tailandia costaban alrededor de $15 por persona y los dos trenes nocturnos costaban menos de $50 por persona.

Nos fuimos de Tailandia con recuerdos increíbles, como ir en bicicleta por campos llenos de árboles de mango y lagartos, esquivando cientos de monos salvajes y pasando el rato en templos, paseos en tren, tuk tuks y conociendo a los elefantes en una experiencia nocturna en el Parque Natural del Elefante (un centro de rescate y rehabilitación de elefantes). ¡Realmente tuvimos unas vacaciones tan increíbles en Tailandia y recomendamos a otras familias que también lo consideren para un viaje fuera de lo común y especial!

Para obtener consejos e ideas familiares más divertidas, siga las aventuras de nuestra familia en www.growingupcanexican.com

 

POR JENNIFER SALAZAR
www.growingupcanexican.com

Input your search keywords and press Enter.